Monday, August 14, 2006


LOS YERBA BUENOS TIENEN A RONCAGLIOLO E IWASAKI EN LA LISTA

[La prensa] El arte nazi, de Santiago Roncagliolo, y Mi poncho es un kimono flamenco, de Fernando Iwasaki, ambos peruanos, son las principales ofertas entre los siete títulos que presentará la editoral Yerba Mala Cartonera en La Otra Feria: del libro, su preste, que se desarrolla estos días en diferentes escenarios de La Paz y El Alto.“Es para nosotros satisfactorio engranar este movimiento que en realidad es una instauración discursiva. Por la democratización de las letras, es que Yerba Mala Cartonera recobra una vieja lógica de concebir la vida, cohesionar el presente con la indisoluble mezcla pasado–futuro, y con la juventud como actor central”, señala Crispín Portugal, uno de los fundadores de la singular editorial artesanal.

Ambos libros de estos dos escritores, entre otros bolivianos, se realizarán en las actividades de la otra feria.


Santiago Roncaglilo es un ejemplo de cómo trabajar de todo (hasta había hecho de mesero en España) para poder ser escritor. Tanto por su faceta de cuentista como de novelista, Santiago Roncagliolo ha recibido varios reconocimientos. En 1997, ganó el Primer Concurso Nacional de Cuento Juvenil de Perú, organizado por CEAPAZ, y en 1999, obtuvo dos menciones en el Premio Adobe de Literatura Escrita por Jóvenes. Ese mismo año, la editorial española Alfaguara publicó su libro 'Rugor, el dragón enamorado'. El escritor peruano, además, fue finalista y nominado para la prestigiosa beca Rolex y sucedió en 2003 a Jorge Eduardo Benavides como Nuevo Talento FNAC.
La consecución de la IX edición del Premio Alfaguara de Novela 2006 es su último premio. Con Ha sido otorgado por su obra 'Abril rojo', un thriller político con mezclas de novela negra sobre la guerra del Ejército peruano y Sendero Luminoso durante el mandato de Fujimori. Su fascinación por el cine y los medios audiovisuales le han llevado, según reconoce el propio Roncagliolo, a escribir 'pensando en imágenes'.

Por otro lado, Iwasaki ha demostrado ser uno de los mejores represetnantes de la literatura lationoamericana. Algunas de las apreciaciones sobre él son: "La prosa de Iwasaki es un ejemplo de lo que debe ser la prosa castellana de fines del siglo XX" ( Luis Alberto de Cuenca );
“ El limeño Fernando Iwasaki llegó a Sevilla en pleno Siglo de las Luces, y por eso alumbra tantas y tan brillantes con sus escrituras. No se lo digan a nadie, pero Iwasaki llegó con el séquito de su paisano don Pablo de Olavide, cuando el indiano vino a hacerse cargo de la Asistencia de Sevilla y de la Superintendencia de las Nuevas Poblaciones de Sierra Morena. Si lo sé es porque yo entré una mijita antes, con San Fernando” ( Antonio Burgos );
“Fernando Iwasaki es un latin glober de la literatura: tiene arte por un tubo, mala leche, humor y ternura. Un virguero del lenguaje que, fintando entre las letras, hace soñar, sonreír, provoca sonrojo y emociona en la eternidad de su tempo y mando” ( Vicente Tortajada ). Pueden también acceder a la página www.fernandoiwasaki.com.

UN GIRO DE 360º

Así denominan a nuestra feria en el blog culpinak.blogspot.com y en bolpress. En ambas noticias realizan una reseña de nuestra feria, un esbozo del programa, además de otras características. También queremos agradecer a Opinión por la cobertura.
LA OTRA FERIA Y LA FERIA OFICIAL, FRENTE A FRENTE

En La época hacen un balance de la feria oficial y la otra feria del libro. Ustedes juzguen quien está a la vanguardia en lo que se refiere a aporte cultural.

Una de sus líneas sobre La otra feria dice:
La oferta es variada, al margen del acostumbrado trueque, cambio y compra y venta de libros.

LIBRO LIBRE, BOLIVIA

La convocatoria está en pie y consiste en que dejes un libro en algún lugar de la ciudad.

El colectivo “Libro Libre Bolivia” ha iniciado la campaña de liberación de libros para agosto, bajo el llamativo lema de “Regálale un libro a Bolivia en su día”, que pretende consolidar el movimiento de intercambio y circulación libre de libros en nuestro país.Esta campaña ya ha tenido experiencias previas de liberaciones masivas en varias ciudades bolivianas, por ejemplo, el año pasado un asistente al clásico del fútbol paceño encontró un libro de García Márquez en las graderías del estadio que respondía a esta iniciativa. La liberación de libros consiste en una campaña por el fomento de la lectura en el país, que invita a todos los bolivianos a regalar y compartir un libro a una persona desconocida. Pero la particularidad del caso está en que el libro es “olvidado” a propósito en algún lugar público, como un restaurante, una plaza, una universidad, el trabajo, etc.; incluyendo unas líneas que indiquen que "Este es un libro libre, no lo olvides: esta aquí, para ti que lo has encontrado", comprometiendo además al nuevo lector a liberarlo una vez lo haya terminado de leer.
Si bien existe un mecanismo de liberación “estándar”, que incluye etiquetas de la campaña, con espacios definidos para anotar la lista de “propietarios”, las liberaciones, sus fechas y motivos; se puede hacerlo sencillamente apuntando brevemente los datos personales (un correo electrónico) y la información que se desee incluir en el libro a liberar. Sin embargo, las etiquetas y más información sobre la campaña pueden encontrarse en http://libro­libre­bolivia.blogspot.com o solicitarse a librolibre.bolivia@gmail.com.

VENEZUELA SE UNE A LA OTRA FERIA Y DEJA LA OFICIAL
En Endi, y La Prensa, salió la noticia de que Venezuela rechazó ser "invitada de honor" de la undécima Feria Internacional del Libro, con el argumento de que disiente de la orientación "mercantilista" de ese tipo de exposiciones. Un comunicado de la Cámara lamenta la decisión y resalta su "profunda amistad" con Venezuela y con los representantes de ese país que siguen en la Feria a pesar de que su gobierno rechazó a última hora la invitación.
El director del Centro Nacional del Libro (Cenal) de Venezuela, Ramón Madero, justificó ante periodistas ese rechazo asegurando que "el libro no es una mercancía, sino un instrumento de lucha de liberación", por lo que repudia su uso "como un objeto de lucro y negocio".
Madero forma parte de una delegación de 14 escritores e intelectuales venezolanos que llegó a Bolivia para participar en la Feria del Libro. El Gobierno de Venezuela rechazó la invitación porque -según Madero- la estrategia cultural del presidente Hugo Chávez es contraria a la lógica mercantilista de la Feria oficial.

Ese país conservará su lugar de exposición en el campo ferial de La Paz hasta que termine la muestra el próximo día 20, pero participa al mismo tiempo en la llamada "Otra Feria del Libro".
!En buena hora!